ıllı Nuevo Orden Mundial (NWO) y Conspiranoias (2018)

NEW WORLD ORDER - ILUMINATIS - BILDERBERG - EXTRATERRESTRES - REPTILOIDES - APOCALISIS ZOMBIES - ANONYMOUS

ıllı Directorio de Archivos Secretos del NWO:

ıllı La Inquisición - Mirando Dentro El Alma Humana (wiki)

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

planeta tierra

salud  ıllı La Inquisición - Mirando Dentro El Alma Humana (wiki) 


wiki


Invierno de 1992
del Lugar Web Crf-Usa
recuperado a través del Lugar Web WayBackMachine


traducción de Adela Kaufmann
Versión original


Muchas personas se quejan de que los tribunales sueltan a demasiados delincuentes por tecnicismos.


Por ejemplo, la policía allana una casa sin una orden judicial, o bien la policía consigue una confesión sin explicar el derecho a guardar silencio. Y como resultado, alguien que podría ser un ladrón o bien un asesino queda libre.


Esto puede parecer injusto, mas cada uno de ellos de esos "tecnicismos" ha sido desarrollado como una protección para todo el planeta.



De las mejores formas de ver esto es mirar a un planeta en el que estas protecciones no existían. En la Edad Media en Europa, los estudiosos salvajemente perseguían a quienes creían que podrían ser brujas y herejes - aquellos que se oponían a una religión establecida. Las personas eran acusadas en secreto y no tenían protección alguna. Muchos miles y miles de personas fueron presas o bien aun quemadas vivas.


Estos hechos dejaron una cicatriz en la historia de Europa occidental que nos afecta aun hasta el día de hoy.


Y pueden servir de lección para nuestro tiempo.


La Iglesia en la Europa Medieval

Para el año mil doscientos, el catolicismo romano había sido la religión dominante de Europa durante más de ochocientos años.


En Grecia y Oriente Medio, la gente se había dividido de la Iglesia Católica para formar la Iglesia Ortodoxa, y los musulmanes controlaban todo el norte de África. Mas en la mayor parte de Europa, el Papa en el Vaticano proseguía siendo el incontrovertible líder religioso. Las herejías no parecían ser mayor inconveniente. La Iglesia aceptaba ciertos pequeños conjuntos con puntos de vista opuestos. Otros fueron suprimidos por los obispos locales o bien aun por turbas enfurecidas.


En mil cien, no obstante, un serio reto a la Iglesia Romana se desarrolló en el sur de Francia.


Nadie temía una herejía, cuando solo unos pocos la practicaban, mas ahora miles y miles de personas estaban siguiendo una creencia llamada Catarismo o bien Albigensenismo. Los Cátaros creían en una fuerte división entre el bien y el mal. Ellos creyeron que un buen Dios creó nuestra ánima, mas un mal Dios recluyó nuestras ánimas en cuerpos. Ellos pensaban que los cuerpos físicos eran siempre y en todo momento malos.


Los líderes cátaros, que se llamaban a sí mismos "perfectos", trataron de vivir sin propiedades, matrimonio, o bien sexo. Ciertos de ellos llegaron a ser tan extremos que se dejaron los comestibles y murieron de apetito.


Los cátaros pensaban que eran los auténticos cristianos y que la Iglesia Católica era una falsa iglesia, fundada por el demonio. Muchos de los duques y los líderes locales en el sur de Francia resguardaban a los fieles cátaros. La nueva religión empezó a captar un elevado número de seguidores. Esta conminó no solo al Papa, sino asimismo al gobierno francés en la ciudad de París.


En mil doscientos nueve, el Papa Inocencio III declaró una cruzada contra los cátaros. Esto condujo a una larga guerra de los nobles franceses del norte contra los nobles franceses del sur. El norte ganó, mas muchos miles y miles de personas prosiguieron siendo cátaros en secreto.


Los líderes de la Iglesia sintieron que algo realmente fuerte debía hacerse.



La Llegada de la Inquisición

En mil doscientos treinta y dos, el Papa Gregorio IX decidió poner punto y final a esta herejía de una vez por siempre.


Estableció un sistema de tribunales singulares religiosos llamados la Inquisición. Gregorio autorizó a los líderes de la orden religiosa Dominicana a mandar hermanos a localizar y cuestionar a herejes.


Bernardo Gui, un inquisidor en Francia describió el propósito de la Inquisición de esta manera:


La herejía no puede ser destruida salvo que los herejes sean destruidos y ... sus defensores y [seguidores] sean destruidos, y esto se realiza de 2 formas: ... se transforman a la auténtica fe católica o bien ... van a ser quemados.


Aquellos que se negasen a desdecirse, lo que significaba abandonar a su herejía, eran quemados vivos. La Inquisición terminó por completo con los cátaros a lo largo de los próximos doscientos años. Y los tribunales religiosos se transformaron en un sistema permanente de control religioso.


La Inquisición dominó el pensamiento de una gran parte de Europa hasta la Reforma Protestante en los 1500s.



¿De qué manera Operaba la Inquisición?


Cuando la Inquisición llegaba a un área sospechosa, el prelados local reunía al pueblo para oír al inquisidor predicar contra la herejía. El anunciaría un periodo de gracia de hasta un mes a fin de que los herejes confesasen su culpabilidad, se desdijeran, y también informar a el resto.


Durante este periodo, la Inquisición recogería acusaciones. Si 2 testigos bajo juramento acusaban a alguien de herejía, el acusado era convocado a comparecer. Todas y cada una de las creencias, prejuicios, cotilleos y chismes, eran admitidos como patentiza. Al acusado jamás se le afirmaban los nombres de los inculpadores, ni tan siquiera los cargos precisos.


Los inquisidores examinaban en secreto a los acusados. Cualquiera que se negase a confesar inmediatamente era supuesta a ser culpable. Los inquisidores eran entrenados solo en religión, y trataron de capturar a los acusados con las cuestiones religiosas.


Por ejemplo, un inquisidor podría preguntarse,


No se dejaban abogados, por el hecho de que se consideraba herejía proteger a un hereje.


El único escape posible era desdecirse lo más velozmente posible y nombrar los nombres de otros herejes.


Las autoridades gubernativos trabajaban en angosta cooperación con la Inquisición. Ellos entregarían los acusados a los inquisidores, y, cuando se le preguntaba, torturarían a los que se negasen a desdecirse. A lo largo de la tortura, los inquisidores religiosos estarían al lado en calidad de testigos para registrar las confesiones o bien tomar los nombres de otros herejes.El gobierno asimismo realizó la última sentencia de cárcel o bien muerte.


Aquellos que se desdecían inmediatamente podría percibir una sentencia bastante ligera - decir rezos, ayunar, ser azotados públicamente, o bien hacer una peregrinación. Ciertos que se desdecían eran obligados a llevar una cruz amarilla de fieltro cosida en sus prendas de vestir. La cruz los marcaba como un viejo hereje, y bastante gente se separaba de ellos por temor.


Muchos de los que se negaban a desdecirse inmediatamente eran condenados a cárcel para toda la vida. Si se negaban a abandonar en lo más mínimo, la Inquisición los entregaba a las autoridades gubernativos para ser quemados vivos. Ciertos inquisidores eran tan meticulosos que proseguían a los fallecidos. Si una persona fallecida era acusado de herejía, sus huesos podían ser desenterrados y quemados.


Para la mayor parte de los herejes acusados, no había apelación. Unos pocos ricos y poderosos podían solicitarle al Papa que cambiara una sentencia, mas para la mayor parte de los condenados, la sentencia era terminante.


Las familias de aquellos mandados a la prisión o bien a la fogata perdían sus propiedades.



La Inquisición se Propaga


Peter Autier, el último ministro cátaro activo en el sur de Francia, fue quemado en la fogata en mil trescientos once. Él desafió a la Inquisición hasta el final, pidiendo a voces a la multitud,


Después de adecentar totalmente la herejía cátara, la Inquisición se extendió a otras unas partes de Europa. Los inquisidores persiguieron a las personas acusadas de brujería, a eruditos que leían libros prohibidos, y a los Judíos que se había transformado al catolicismo, mas todavía practicaban el judaísmo en secreto.


En Italia, la Inquisición de forma frecuente perseguía los movimientos nacionalistas en zonas como Lombardía en el norte, Venecia o bien Sicilia. Era empleada para eliminar esos movimientos políticos, como atacaban a los herejes. En el norte de Francia y Alemania, la Inquisición persiguió pequeñas sectas místicas. En Alemania, no obstante, los príncipes locales de forma frecuente se negaban a colaborar.


Ellos insistían en sostener su poder y no les agradaban los forasteros de la ciudad de Roma manteniendo cortes en su territorio.


En España, la Inquisición no hizo prácticamente ningún avance a lo largo de 2 siglos. España había sido conquistada por los musulmanes y fue en buena medida reconquistada por los cristianos en el año mil doscientos. Como resultado, España era religiosamente heterogénea y había desarrollado una tolerancia a fin de que los musulmanes, los cristianos, y los Judíos pudiesen vivir juntos en relativa paz.


Hacia el final de la década de mil cuatrocientos, no obstante, la tolerancia de España cambió ásperamente.


España vio el surgimiento de una manera de Inquisición más malévola y perjudicial que en otro sitio en Europa.



La Inquisición Española



Miles y miles de Judíos y musulmanes se habían establecido en España.


Para participar en los negocios y el gobierno, muchos de ellos habían sido obligados a transformarse al cristianismo. En verdad, los conversos formaban gran parte de la clase rica y también influyente de España. Esto generó celos y prejuicios antisemitas en muchos españoles. En los 1400s, se extendieron cotilleos de que la mayor parte de los conversos proseguían practicando sus opiniones judías. Los altercados anti-conversos reventaron en Toledo y en otras urbes.


A finales de mil cuatrocientos, el rey Fernando de Aragón y la Reina Isabel de Castilla habían unido a toda España en un reino.


Pero los altercados estaban perjudicando su reino unificado. El rey y la reina decidieron actuar. No obstante, en vez de agredir a los participantes de la manifestación que estaban ocasionando la intolerancia religiosa, decidieron agredir a los conversos. El Papa Sixto IV le dio el permiso a los gobernantes españoles de crear su Inquisición. En España, la busca de herejes iba a ser controlada por la corona, no por el Papa.


En mil cuatrocientos ochenta y tres, Isabel y Fernando establecieron un consejo para dirigir las actividades de la Inquisición en toda España. Se nombró a Tomás de Torquemada inquisidor general. Era un monje dominico que había predicado a lo largo de años contra los conversos.


La Inquisición en España fue fiero en el trato con los herejes, en especial en los primeros años en Torquemada. En mil cuatrocientos ochenta y cinco, una vez que unos conversos asesinaron a un inquisidor, la furia de la Inquisición de España fue liberada.


En un lapso de diez años, más de dos mil personas habían sido quemadas en la fogata, con otros quince padeciendo otras sanciones.



Un Acto-de-fe

La liturgia pública final de la Inquisición de España se llamaba un auto de fe, lo que significa un acto de fe.


Las multitudes se reunían en una plaza pública, con frecuencia en frente de una catedral. En el centro de la plaza, había doce estacas de madera donde los herejes deberían ser quemados. Un prelados salía y chillaba los nombres de los condenados. Entonces, los herejes eran llevados afuera, usando batas negras decoradas con diablos colorados y llamas.


Funcionarios del gobierno los anudaban a la estaca.


Cualquier persona que se arrepintiese sería asfixiada hasta la muerte ya antes que se encendiesen los fuegos. La mayor parte, no obstante, continuaba en silencio o bien desafiante.



Los fuegos se encendían, y en la plaza hacía eco de los chillidos de los herejes y los vítores de la multitud.



La Inquisición De España Llega a su Fin

En mil cuatrocientos noventa y dos, exactamente el mismo año en que Colóndescubrió el Nuevo Planeta para España, Isabel y Fernando expulsaron de su país a todos y cada uno de los Judíos que se negaron a transformarse al catolicismo.


Estos ataques y las expulsiones contra los Judíos Españoles paralizaron todo el comercio de España. 100 años después, exactamente el mismo resquemor y la furia se volvió contra la población musulmana. España jamás se recobró como potencia comercial.


En el norte de Europa, el Papa trató de emplear la Inquisición contra el creciente movimiento protestante de los años mil quinientos, mas los protestantes eran demasiado fuertes. Ellos se asociaron a los líderes de las poderosas naciones comerciales y urbes-estado.


Las nuevas religiones protestantes eran protegidas por los,


Una sola Europa se había separado.


La Inquisición se había empezado en una Europa unida por la religión, como ataque a una pocas sectas de herejes. Trescientos años después, la Inquisición ya no podían mantener junta a Europa. Las guerras religiosas y nacionales deberían perdurar siglos y tomarían centenares de miles de vidas.


Hoy en día la Iglesia Católica Romana prosigue deseando que sus miembros prosigan la doctrina de la iglesia, mas castiga a los disidentes con solamente severo que la excomunión oficial - e inclusive esta no ocurre muy de forma frecuente.


La iglesia ha debido replantear sus acciones pasadas. En los últimos tiempos, el Papa Juan Pablo II hizo que una comisión eclesiástica revisase lo que tal vez fue su caso Inquisición más conocido.


La comisión decidió que la Iglesia se confundió al castigar a Galileo en mil seiscientos treinta y tres por declarar que la Tierra no era el centro del cosmos.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mas informacion

  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

  Nuevo Orden Mundial 

autoayuda.es   BUSCADOR NOM (NWO)    

 

USUARIOS:

Hay 116 invitados y ningún miembro en línea

nuevo orden mundial

nuevo orden mundial

 

WEBs AMIGAS:

anonymous

 

Está aquí: Inicio > [ ARCHIVOS SECRETOS ] > ıllı La Inquisición - Mirando Dentro El Alma Humana (wiki)

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas